7 de abril de 2012

Fútbol en las Islas Malvinas.


07.04.2012 - Cuentan los ingleses que el fútbol de las Islas Malvinas data de 1892, cuando un equipo formado por hombres de la British Defense Force jugó contra unos voluntarios militares llegados de Gran Bretaña.

La práctica – cuentan – siguió habitualmente hasta que en 1916, bajo el mando de Jack Nicholl, se formó el que consideran el primer club de fútbol de las islas: Stanley FC.


El fútbol era cosa de niños. De jóvenes militares (18 años) y de infructuosos intentos de creación de una liga recreativa que (sólo) derivó en la incipiente Falkland Islands Football League y (hacia 1950) en la formación de dos equipos (Jubilee Club y FI Volunteers Youth) que jugaban esporádicamente entre sí.


Así, la recreación militar (y no otra cosa) generó la posterior creación de una Falkland Islands Premiership, formada de 7 equipos: Falkland Islands Defence Force, West Yorkshire Regimen, Scots 1, Scots 11, Corps 1, Corps 11 y Navy.


La Segunda Guerra Mundial (y el retiro del Regimiento de West Yorkshire a Europa) produjo la disolución de esta tibia organización y el Stanley FC se convirtió en el equipo (de algún modo) oficial, algo así como la selección de las Islas Malvinas (Falklands para los ingleses).


La Falkland Islands Football League, radicada en Puerto Argentino (Puerto Stanley para los ingleses) y nacida en enero de 1947, se jugó entonces con cuatro equipos: Hotspurs, Stanley Dynamos, Stanley United y Stanley Redsox, el campeón de la primera edición e indiscutible ganador en los matchs vs las fragatas de la Marina Real inglesa (St. Austell, Bigbury y Bahía de Burghead).


Diez años más tarde (08.01.1957) tuvo lugar el partido (considerado por ingleses) más importante en las Islas (hasta entonces): el equipo local enfrentó al combinado del llegado buque Britannia cayendo por 5 a 2.

Para las décadas del 50, 60 y 70 el fútbol ya era un rito muy respetado en las Islas y cada tripulación llegada no podía irse sin calzarse los pantalones cortos.

Para 1976 llegó el hito futbolístico de las Malvinas. Entonces un acuerdo entre los gobiernos de Argentina e Inglaterra propició la llegada a las islas de trabajadores argentinos para la instalación de tanques de combustible de YPF (sí, la entonces nacional YPF suministraba combustible a las islas).


Fue un torneo de cuatro equipos: Stanley FC, Argentinos de YPF, Royal Marine Detachment (Real Destacamento de Marina) y Construction Johnstones (Johnstones Construcciones, constructores del aeropuerto de Puerto Argentino / Stanley).

Fue aquella final, entre Stanley FC y Argentinos de YPF, el partido que reunió la mayor multitud jamás a ver un partido de fútbol en las Malvinas. Fue 2-1 para los ingleses.


Con equipos que aparecen y desaparecen, la pobre Falkland Islands Football League sigue su marcha (sólo interrumpida entre 1982 y 1984) y, actualmente, congrega siete equipos (Sealed PR, Kelper Store, Chandelry FC, Sulivan Blue Sox, HMS Montrose, Suppliers y Tri Service Allstars) auspiciados por pubs, comercios y empresas.

Mientras, la selección (Stanley FC) se prepara para “sus mundiales”, los Island Games, torneo de fútbol que reúne islas como las Bermudas, las Caimán, las Feroe, Gibraltar y Groenlandia (entre otras) donde las Malvinas (Flaklands) figuran como “Un territorio autónomo de ultramar en el Atlántico Sur, unos 480 kilómetros al noreste del Cabo de Hornos, y 8.000 millas de Gran Bretaña.”

Sacando la lente de las Malvinas y viéndolas desde afuera, debemos recordar que en las islas existe una población de 2100 habitantes (más de la mitad militares) y que la participación del Stanley FC en los Island Games (Guernsey, 2005 – Rodas, 2009 e Isla de Wight, 2011) fue una colección de goleadas en contra. En su última participación (2011) perdieron sus tres partidos con 1 gol a favor y 17 en contra.
.

2 comentarios:

Nico Garcia dijo...

Es lo bueno del fútbol, que se disfruta en cualquier lugar del mundo.

Por cierto, esta noche a las doce o mañana puedes meterte en mi blog. Tengo unas sorpresillas preparadas!!

Saludos desde La Escuadra de Mago

Angello dijo...

Cierto, aún con las guerra y el hambre, el futbol siempre nos une y alimenta nuestro bienestar